Primicia en la exposición de la Dra. María Gómez en el MAOVA d´Ontinyent

El pasado viernes día 6 de noviembre, a las 19:30h se dieron cita en el Museu d’Arqueològia d’Ontinyent i la Vall d’Albaida las autoridades municipales representadas por el Regidor Coordinador de l’Àrea de Cultura don Alejandro Borrell Bas y don Fernando Gandía Poveda Regidor de Biblioteca, Publicacions, Museus i Casa de Cultura. Por parte de la Germandad del Temple d’Ontinyent estuvieron el presidente saliente don Josep Antoni Alfonso i Díaz y el presidente entrante don Domingo Tormo Vidal.

Todos ellos recibieron a la artista plástica especialista en la representación del Santo Cáliz de la Catedral de Valencia la Dra. María Gómez Rodrigo, a la Dra. Ana Mafé García presidenta de la Asociación Cultural El Camino del Santo Grial y de la Comisión Científica Internacional de Estudios del Santo Grial y a doña Esther Santillana Reinoso, responsable del Centro Óptico Losan, única empresa valenciana que hasta la fecha apoya el trabajo de la asociación con fondos y medios.

Ha creado para Ontinyent una primicia mundial en lo relativo a iconografía cristiana. Desde hace cientos de años el tema de la Sagrada Cena o de la Última Cena viene siendo interpretado desde la mirada patriarcal que ha caracterizado la Historia del Arte.

Sin embargo, la temática tan recurrente y manida ha dado paso gracias al talento de la Dra. María Gómez a una nueva formación de un motivo iconográfico que, desde el siglo III de nuestra Era, no volvía a ser interpretado.

Se trata de la figura de “mujer que porta un cáliz”. Dentro de los estudios iconológicos auspiciados por el Dr. Panofsky en el siglo pasado, se distingue claramente entre “tema” y “motivo”. El tema que presenta la Dra. María Rodrigo no es nuevo, por el contrario, el motivo sí representa una novedad dentro del panorama pictórico en lo relativo a la composición e iconografía.

Además, acompaña su magnífico lienzo con una alusión directa a lo que significa el Camino del Santo Grial, Ruta del Conocimiento, camino de la Paz en clave interior. Ha creado una performance a través de la escultura y la palabra que retrotrae al espectador a un mundo íntimo.

María Gómez Rodrigo se vuelve única e inimitable mostrando las diferentes miradas que ofrece el Santo Cáliz de la Catedral de Valencia a través de deconstrucciones cubistas y surrealistas. Ahí la autora demuestra una vez más su dominio de los pinceles, de la técnica y de lo que es más importante, su originalidad. 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.